Técnicas básicas de la fisioterapia:

  • Masaje: el masaje es parte integrante e indispensable para preparar o completar una reeducación, es una manipulación de tejidos blandos con finalidad terapéutica. El masaje permite que se establezca un clima de confianza entre el paciente y el terapeuta y ayuda a realizar un tratamiento eficaz en un ambiente sin tensiones
  • Movilización/ Cinesiterapia: es el tratamiento de patologías por medio del movimiento de las articulaciones, con esto se previene la rigidez, se da más movimiento a las articulaciones, estimular un músculo o grupo de músculos, disminuir las contracturas o recuperar la fuerza muscular, a nivel del sistema nervioso se restituye las imágenes motrices y se puede evitar la pérdida del esquema corporal, también el movimiento actúa sobre la circulación, lo que permite nutrir los tejidos, evitar la osteoporosis, edemas, etc.., desde el punto de vista psíquico, el movimiento ejecutado durante la enfermedad o de una afección permite sostener la moral del paciente, quien ve en esos ejercicios una suerte de curación
  • Posiciones: las posiciones son un medio de recuperar el movimiento de una articulación que se ha tornado rígida, acompañada o no de restricciones de las partes blandas. Es un precioso complemento de la movilización
  • Inmovilización: aunque es lo opuesto, en sentido etimológico, de la cinesiterapia, el fisioterapeuta deberá saber utilizar la inmovilización con plena conciencia. Siempre se utiliza en una posición funcional y con fines curativos y de protección
  • Tonificación: manual, mecánica, activa o pasiva, estimulará las contracciones musculares
  • Estiramientos: tienes como fin aumentar la flexibilidad de los tejidos blandos, tendones y músculos, por consecuencia aumenta el movimiento articular
  • Medicina del deporte: todas las técnicas de la fisioterapia y del fitness se fusionan para realizar una vuelta sin riesgos de recaída, a la actividad deportiva realizada habitualmente
  • Electroterapia: es la utilización de la electricidad con fines terapéuticos
  • Presoterapia: existen diversos aparatos que utilizan la presión neumática y permiten realizar un drenaje circulatorio, sobre todo de piernas